Google+ Badge

martes, 20 de mayo de 2014

20 de mayo de 2014: Tarde desagradable

Plaza de toros de Las Ventas del Espíritu Santo Corrida de toros.

Feria de San Isidro 12º de feria

Ganadería

4 Toros de El Ventorrillo y 2 de Los Chospes. La primera, procedente del encaste Domecq Díez y Domecq Solís, la segunda, Domecq Díez. Por cogida de los tres toreros, solo se lidiaron uno de cada ganadería.

Terna:

  1. David Mora: De nazareno y oro. Recibió una cornada al recibir a portagayola al primero de la tarde y lo trasladaron a la enfermería. 
  2. Antonio Nazaré: De purísima y oro. Mató el primero por cogida de su compañero David Mora. Estocada baja. Silencio 
  3. Jiménez Fortes: De grana y oro Brindó la muerte de su toro a Manuel Benítez, El Cordobés. Estocada contraria que le costó un revolcón y le destrozó la taleguilla. Aplausos. 

Presidente:

D. César Gómez Rodríguez. Sin comentarios.

Suerte de varas:

  1. Desío 563 Kg: Lo picó traserillo y le tapó la salida y el burel no se empleó en la pelea en las dos veces que entró al caballo. Manso y sosote en la muleta.
  2. Fetén 537 Kg. En la primera vara se dejó pegar y le zurró la badana, salió suelto. En la segunda entrada lo picó trasero y volvió a salir suelto. Manso encastado. 

Cuadrillas y otros:

Al ser corneado David Mora en su primero al recibirlo a portagayola, fue lidiado por Antonio Nazaré. Se corrió turno y en segundo lugar salió el anunciado en tercer lugar por orden de lidia. 

Comentarios:

El segundo toro, un galán de la ganadería de Los Chospes, mandó a la enfermería a los dos espadas que quedaban en el ruedo, ya que antes David Mora había sido arrollado y posteriormente corneado por el primero de la tarde al recibir en la puerta de toriles a otro galán de El Ventorrillo. Así comenzó la corrida, el hecho dejó en el ambiente un halo de tragedia al quedar el torero madrileño tendido en el ruedo. El primero de Jiménez Fortes salió pidiendo pelea desde el centro del ruedo, mostrando su mansedumbre escarbando en la arena. Al segundo capotazo arrolló al torero, que salió ileso del trance, que le permitió continuar la lidia. A continuación le tocaría el turno a Antonio Nazaré, que al hacer el quite por chicuelinas, una de ellas muy ajustada y de bonita ejecución, en el remate de la media verónica el toro lo arrolló también.

Ya con la pañosa en la mano el torero malagueño intentó poderle por bajo al manso encastado, pero no logró su objetivo y al segundo muletazo se cayó en la cara del toro y en el suelo intentó cornearlo, sin consecuencias, aunque cuando salió del trance cojeaba visiblemente. El toro siguió mostrando su poderío a través de su mansedumbre y el torero terminó con él lo más dignamente posible, aunque a la hora de entrar a matar lo volvió a encunar. 

Cuando terminó con su enemigo ambos toreros se marcharon a la enfermería para no salir más al ruedo, Por los altavoces se anunció primeramente un tiempo de espera, mientras que los toreros eran reconocidos por el servicio médico de la plaza, y una vez emitido el diagnostico, anunciaron por megafonía que su estado no les permitía continuar la lidia, con lo cual quedaba suspendida la corrida. 

©Pepeíllo

No hay comentarios: