Google+ Badge

martes, 3 de junio de 2014

2 de junio de 2014: Falta la razón

Feria de San Isidro, 24º de feria

Ganadería

Toros de Cuadri. No salió bien presentada la corrida del ganadero onubense. Algunos adolecieron de esa hondura que caracteriza este encaste, En cuanto al juego fue decepcionante. El único que llevó la emoción a los tendidos fue el sexto y no precisamente por la casta, sino por su bravuconería. En esta ocasión el ganado se dejó la casta en la dehesa. Una pena, ganadero. 

Terna:

  1. Javier Castaño: De blanco y oro. Estocada caída y tendida. Silencio. Estocada tendida y dos descabellos. Silencio. 
  2. Iván García: De granate y oro. 4 pinchazos y descabello. Silencio. Sartenazo en los bajos y descabello. Silencio 
  3. José Carlos Venegas: De rosa y oro Pinchazo, aviso y estocada desprendida. Saludos. Media arriba y 3 descabellos. Saludos desde el tercio. 

Presidente

Justo Polo Ramos. Sin problemas significativos que influyeran en el resultado de la lidia.

Suerte de varas:

  1. Rivete 613 Kg: En la primera entrada se limitó a sujetarlo y taparle la salida. En la segunda entrada lo colocaron de largo pero tuvieron que rectificar ya que el toro no acudía al caballo. Se dolió en el castigo y perdió las manos. Manso y blando. 
  2. Salero 578 Kg:. En la primera vara acudió suelto al montado y no se empleó. Cuando lo colocaron para la segunda entrada perdió las manos, se defendió en el castigo y salió suelto. Manso y blando que se ha dejafo torear en la muleta. 
  3. Diseñador 642 Kg:. Acudió al caballo con la cara alta le tapó la salida y se dejó pegar. En la segunda entrada lo dejaron de largo pero el toro manseó y se repuchó en el castigo. Manso descastado. 
  4. Comandante 619 Kg: En la primera vara no se empleó, le tapó la salida y perdió las manos. En la segunda intentó el torero lucir al toro dejándolo de largo, pero no se arrancó. No lo castigó. Manso y descastado. 
  5. Tejedor 621 Kg: No se agarró el piquero y tuvo que rectificar, no tuvo bastante con ello que le tapó la salida. El animal mostró blandura. En la segunda vara no se empleó, salió suelto y sin acometividad. Manso, blando y descastado. 
  6. Macetero 584 Kg: En la primera entrada el torero quiso lucir al toro pero el piquero le estropeó la función, ya que dio una lección de inoperancia en el manejo del caballo. Fue vergonzoso el ejemplo que dio el montado. En la segunda vara de nuevo a empezar, dando un espectáculo lamentable de desconocimiento de su oficio. El toro no fue picado. Manso y bravucón. . 

Cuadrillas y otros:

El jienense José Carlos Venegas confirmó alternativa. Visto el resultado que dio el ganado y los toreros, la única esperanza de los espectadores estuvo centrada en la actuación de la cuadrilla de Javier Castaño. Ninguno defraudó, lo que ocurrió fue que debido a la mansedumbre del ganado, los picadores no tuvieron oportunidad de lucimiento. En banderillas se lucieron David Adalid y Fernando Sánchez, y en la lidia Marco Galán. Los dos primeros tuvieron que desmonterarse. Los picadores Gabriel Mercado y Santiago Rosales, ambos de la cuadrilla de José Carlos Venegas, mostraron una falta de profesionalidad en el manejo de la montura, hasta tal punto que creo que deberían plantearse su futuro como picadores. Sería injusto olvidarse de Antonio Martín. Colocó un par al tercero que lo tuvo que hacer todo él. Sin embargo Curro Vivas no estuvo acertado. 

Comentarios:

Si existiera la justicia en estos espectáculos hubiera tomado medidas para que toreros con una cortísima experiencia profesional tuvieran que elegir este tipo de ganaderías, denominadas duras, para abrirse camino en esta dura profesión donde es imprescindible sobre todo experiencia y técnica para intentar salir airoso del trance. Vergüenza pasó ayer la afición de Madrid tener que ver a un chaval jugarse la vida con un toro muy complicado y sin recursos para hacer frente a esas dificultades, mientras que los elegidos por el dedo de los despachos no dejan de matar raspas con piel de toro y con la particularidad que el público los encumbra con un toreo vulgar y ventajista. Vergüenza debería haber sentido todo aquel que tomo parte en la elección de este cartel. 

La tragedia estuvo presente durante toda la faena del sexto y el joven torero a punto estuvo de triunfar dada su disposición y si hubiera tenido el rodaje necesario para haberle podido al manso por bajo y no exponer al natural lo que se veía que era imposible para él. Después de que el toro le levantara los pies del suelo, el jienense tenía al público a su favor, pero no pudo ser. Gracias que pudo salir de la plaza andando. Suerte, TORERO 

Javier Castaño se encontró en su primero un toro que metía la cabeza con claridad, pero el torero no ajustó su muleta a las embestidas de su enemigo, perdiendo con ello una oportunidad de triunfo y de dar una satisfacción a estos sufridos espectadores que tarde tras tarde esperan pacientemente la simbiosis de un toro encastado y una multa poderosa que dibuje sobre el albero el toreo de curvas y no de rectas como lo hizo ayer el torero salmantino. En su segundo tampoco encontró la tecla para intentar que su enemigo humillase ni tampoco el sitio que le correspondía ocupar para realizar el toreo que exigen las normas del triunfo. 

Tampoco justificó su presencia Iván García, en cuanto a toreo se refiere. En su primero tomó muchas precauciones ante un enemigo que aprendía todo lo que no debe enseñar un torero, llegando a distinguir entre la muleta y el matador. No adelantó el engaño en ningún momento de la faena, haciendo uso del toreo ventajista que utilizan las figuras para triunfar, sin caer en la cuenta que él no es figura ni el toro que tenía delante era cualquier animal creado para ellos. Su segundo no le dio ninguna oportunidad y a pesar de ello se le critico su persistencia ante lo imposible. Otra vez será, torero, pero hay que venir con otra disposición. 

©Pepeíllo.

No hay comentarios: